domingo , febrero 17 2019
INICIO / VIRALES / Su hijo no puede caminar y lo carga en su espalda a diario. Lleva 15 años sacrificándose por amor

Su hijo no puede caminar y lo carga en su espalda a diario. Lleva 15 años sacrificándose por amor

Cada día Juana Chiroy, de 62 años, lleva en su espalda a su hijo Carlos, de 41, atado con una sábana por las calles de la Aldea Chuiquel, en Sololá, Guatemala. No quiere dejarlo postrado en una cama, por eso se esfuerza por sacarlo. Lleva 15 años así.

Cuando Carlos tenía 5 años, Juana empezó a notar que algo no andaba bien con sus piernas y que no podía caminar. Estuvo hospitalizado 3 meses, pero nunca lo operaron, contó la mujer a Univision.

Ángel Julajuj

Desde entonces el hombre no se puede movilizar por su cuenta, ni tampoco arrastrar. “Toda la vida lo tienen que estar cargando”, dijo su madre. Juana tomó esa responsabilidad y con mucha fuerza logra llevar a trabajar con ella a su hijo y también cargarlo hasta su programa de radio, donde busca motivar a jóvenes con su experiencia.

Mira un video de ambos:

Pero las condiciones son adversas, con su puesto de verduras a Juana apenas le alcanza para cubrir sus gastos. La mujer reconoce que su mayor preocupación es no contar con los recursos para alimentar a su hijo y adquirir los medicamentos que necesita.

Además Carlos “se siente muy mal” porque su madre deba cargarlo en su espalda. “Me duele no poder hacer nada para ayudarle en su impedimento”, dijo al mismo canal de televisión.

“Tener un hijo con capacidades diferentes es una ardua tarea, pues se deben enfrentar una serie de dificultades, pero con la ayuda de Dios se puede salir adelante”,  dijo a Prensa Libre.

Clemente Cuxulic Vicente, alcalde de la comunidad La Esperanza, Chuiquel, dijo al portal Prensa Libre que admira la fuerza y voluntad con la que Juana supera las adversidades.

“Doña Juana siempre anda con su hijo, se lo lleva a todos lados, en especial a la iglesia. Siempre nos preguntamos qué pasará cuando ella se enferme o ya no tenga fuerza para sacar adelante a su único hijo. Mientras la apoyamos con lo que podemos”, dijo.

A pesar de todo, Juana no deja a su hijo solo y se esfuerza cada día por darle lo mejor. Ella sí que es un ejemplo de sacrificio. El amor es lo único que la mueve.

Mira también

Creó utensilios de aguacate que se degradan en 240 días. La guerra al plástico ya está declarada

La guerra al plástico ya es un hecho. Últimamente existe una tendencia mundial por eliminar …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.